En estas mismas fechas pero del año pasado empecé a pensar en cuáles serían mis propósitos para año nuevo.

Tenía muchos rondándome la cabeza. Entre ellos el de hacer deporte. El de levantarme muy temprano para darle caña a mi proyecto digital. El de leer todas las noches. El de aprovechar sin distracciones el tiempo que paso con mi familia.

Propósitos para año nuevo

En diciembre del 2017 estaba muy motivado y dispuesto a cumplir con mis propósitos de año nuevo

¿Qué ocurrió? Pues lo de siempre. No tuve en cuenta la situación en la que me encontraba. Acabábamos ser padres por segunda vez y obviamente tenía otras prioridades.

Pero era igual. Yo seguía pensando que podía cumplir con mis propósitos sin duda alguna.

El desenlace te lo imaginarás. No volvimos a la normalidad hasta 3 meses después. Para entonces ya ni me acordaba de cuáles eran mis propósitos para año nuevo.

Propósitos para año nuevo que todo el mundo tiene

Cuando empieza el nuevo año todos estamos repletos de buenas intenciones y deseos.

La mayoría de ellos se repiten una y otra vez.

Aquí te voy a dejar una lista con los más comunes:

  • Hacer dieta.
  • Hacer más deporte.
  • Dejar de fumar.
  • No beber tanto.
  • No ver tantas series.
  • Pasar más tiempo con la familia.
  • Dedicarle más tiempo a tus amigos.
  • Viajar más.
  • Aprender cosas nuevas.
  • Leer más.
  • No ver tanto la tele.
  • Ser más productivo.
  • Ser mejor persona.
  • Involucrarte en causas solidarias.
  • No enfadarte por tonterías.
  • Tomarte la vida de una forma más relajada.

En fin, la lista es interminable. Podríamos estar aquí hasta mañana enumerando buenas intenciones y deseos para el año nuevo.

Por qué no conseguiste tus propósitos para año nuevo

A pesar de todas nuestras buenas intenciones la realidad es que sólo es 8 % de las personas cumplen con los propósitos para año nuevo.

¡¡¡Un 8%!!!

Es una cifra muy baja. Esto nos indica que hay algo que no hacemos bien cuando nos marcamos objetivos y propósitos para año nuevo.

Empezamos muy bien. Quizás hacemos lo propuesto durante 1, 2 , 3 o si me apuras 7 días.

Pero llega un punto en el que terminamos clavando la rodilla. Las fuerzas disminuyen. La motivación que teníamos va cayendo. Esos objetivos no llegan con la rapidez que esperábamos.

propositos para año nuevo

Si te lo tomas todo a pecho terminarás agotado y no cumplirás con ninguno de los propósitos de año nuevo

Finalmente terminamos abandonando. Y cuando llega el final de año, vuelta a empezar. Volvemos a hacernos propósitos para el año uevo, nos marcamos objetivos y cómo no, volvemos a desistir en cuanto pasan unos días.

Es un circulo vicioso que se va repitiendo año tras año durante toda una vida. Pero voy a encargarme de poner fin a ello.

Como curiosidad, échale un vistazo a esta noticia de Merca2.0. Nos explica que en Enero los gimnasios se llenarán pero que en sólo 3 meses perderán a 6 de cada 10 usuarios.

Impactante, ¿verdad? A continuación te explico en qué fallamos.

Tus propósitos son muy grandes y poco realistas

Uno de los problemas más comunes a la hora de cumplir con nuestros propósitos para año nuevo es que nos proponemos metas muy ambiciosas y difíciles de conseguir. Lee el ejemplo del niño y el elefante que te explica César Piqueras.

Por ejemplo y tocando el tema en el que yo me especializo, “este año no pruebo un dulce y sigo la dieta al 100% hasta que no consiga perder esos 20kg que me sobran”.

Error. Perdona que te diga pero es un error decir “no pruebo un dulce y sigo la dieta al 100%” porque más tarde o más temprano terminarás pecando. Bien te tomarás un dulce o no seguirás la dieta al 100%.

propósitos para año nuevo

Recuerda que comer saludable no significa que nunca te comerás un dulce

El día que no cumplas con ese propósito tan irreal que te has puesto puede ser que te sientas muy mal contigo mismo. O bien puede ser que digas “se acabó, esto es imposible de llevar a cabo”.

Y tendrías toda la razón. Puede ser que pierdas 20kg en un año. Ahí sí estoy de acuerdo contigo.

Pero en lo de “no probar un dulce” o “seguir la dieta al 100%” no lo estoy. Es muy difícil de hacerlo y terminarás desistiendo. Y además no te lo aconsejo.

Por cierto, aquí te dejo un regalo que yo mismo he escrito. Como es un regalo, nohace falta que te diga que es totalmente gratuito. Es la solución a todos aquéllos que tienen problemas de alimentación y llevan toda su vida a dieta. Es la Guía con las 10+1 Claves para olvidarte de una vez por todas de las dietas.

“Habitualmente” antes que “siempre”

Es mejor que cambies ese propósito por “este año voy a perder 20kg, comiendo bien la mayoría de los días y haciendo deporte 3 días a la semana”.

De esta forma tienes licencia para comerte un dulce de vez en cuando o para salir con los amigos cuando toque. Es lo normal, comer bien no significa que tienes que ser perfecto al 100%. Significa que tienes que comer bien la mayoría de los días.

Es una meta mucho más real con lo que supone un aumento de probabilidades de que lo consigas.

Demasiados propósitos a la vez

Ya hemos dicho que con la nueva entrada del año nos inundan las buenas intenciones y propósitos.

Empieza el año y queremos:

  • Levantarnos temprano para hacer deporte.
  • Dedicar 30 minutos a leer un libro todos los días.
  • Comer saludable.
  • Formarnos en algo que nos gusta durante 1 hora todos los días.
  • Salir con el perro 30 minutos después de comer.
  • Jugar con tus hijos 1 hora todos los días justo cuando llegas de trabajar.
  • Pasar 1 hora con tu mujer antes de irte a dormir para contarle como ha ido el día.
  • Ir a entrenar con el equipo de fútbol 2 días por semana.
  • Quedar con tu mejor amigo los jueves por la noche.
  • Enseñar a tu ahijado a jugar al tenis dos horas por semana.

Todos estos propósitos son muy buenos y además comunes cuando entra el año nuevo.

Realidad

Pero claro, seamos realistas. ¿Qué va a ocurrir si te propones empezar con todos ellos a la vez? Seguro que sabes la respuesta.

Pues está claro que no vas a cumplir con ninguno de ellos. Nos salimos de pista como indica la psicóloga Isabel Serrano-Rosa en un artículo de El Mundo.

En primer lugar lo que debes de hacerte a la idea de que todas esas acciones que acabamos de ver son en realidad hábitos. Y cómo tal no puedes incluirlos todos a la vez en tu día a día. Calma ante todo.

Propósitos para año nuevo

Tómate las cosas con calma. Si quieres cumplir con todos los propósitos para año nuevo a la vez terminarás por dejarlo de nuevo para diciembre

Debes hacerlo paulatinamente, poco a poco. Empezar con el primero. Por ejemplo, levantarme temprano para hacer deporte. Estupendo, vamos a construir ese hábito. Una vez hayan pasado varias semanas y lo tengamos totalmente controlado, vamos a por el segundo hábito.

Leer 30 minutos todos los días. Muy bien, pues debo de buscar un momento en el día en el que le pueda dedicar 30 minutos a leer. No puede ser muy tarde, ya que al día siguiente me levanto temprano a hacer deporte. Quizás durante la hora que tengo de descanso en el trabajo puedo hacerlo.

Una vez tenga este hábito de leer controlado durante varias semanas, pum a por el tercero. Y así sucesivamente.

No eres Robocop ni Terminator. Eres una persona de carne y hueso que necesita tiempo para construir hábitos en su vida.

Falta de planificación

Otro de los grandes errores que cometemos cuando empezamos a pensar en los propósitos para año nuevo.

Ponerte un objetivo, meta o propósito no vale de nada si no va acompañado de una hoja de ruta.

Me explico. Cuando te propongas algo debes de elaborar una lista con todos los pasos a seguir hasta conseguir el propósito.

Ten en cuenta que la meta sólo te indica el objetivo que pretendes conseguir. Pero no te dice nada sobre el proceso que debes de seguir para conseguirlo. Ahí es dónde entra tu hoja de ruta.

Ejemplo

Quieres perder 20kg de peso a lo largo del año. Te autoconvences de que a partir del 1 de Enero vas a comer sano y a hacer ejercicio. Y ahí queda todo.

Empiezas muy fuerte la primera semana. Has perdido 2kg en 1 semana. Wow no está mal.

Llega la segunda semana y la cosa ha flojeado algo. Has malcomido varias veces porque ya no tienes la misma motivación que al principio y resulta que sólo has perdido 0,5kg. Y piensas, ¿todo el esfuerzo realizado en esta semana para 0,5kg? Buahhh yo paso, ya empezaré en cuando entre el calorcito y pueda hacer más deporte.

Como cumplir con tus propósitos de año nuevo

A las primeras de cambio empiezas a preguntarte si merece la pena todo el esfuerzo realizado para cumplir con tus objetivos.

Y como es de esperar sólo has durado 2 semanas. Te autoconsuelas con que ya te pondrás en Abril para lucir palmito en verano. Pero en el fondo sabes que es un engaño.

Y cuando llegue diciembre más de lo mismo, el círculo vicioso volverá a empezar. Y así año tras año. Durante toda una vida.

Y ahí entro yo. Te voy a dar una hoja de ruta, en la que te indico paso a paso todo lo que tienes que hacer. Para que no haya margen de error.

Sé cómo te tienes que planificar, sé cómo motivarte y sé qué es lo que tu cuerpo necesita y en qué cantidad para conseguir perder esos 20kg. Y por supuesto, sé que no es un camino de rosas, sino una carretera con baches y boquetes en los que meterás el pie. Pero te aseguro que lo volverás a sacar.

Qué tienes que hacer para lograr tus propósitos

Por primera vez en muchos años vamos a conseguir nuestros propósitos para año nuevo.

Vamos a cumplir con ello. Atent@ porque aquí tienes todo lo que tienes que hacer.

Empieza por un sólo propósito

No quieras cambiar de la noche a la mañana en un plis plas.

Hazte a la idea de que todos esos propósitos para año nuevo son hábitos. Y como tales, deben de ser introducidos uno a uno.

No quieres hacer un castillo de naipes que cualquier brisa va a tirar sino un castillo sólidos, desde los cimientos hasta el tejado.

¿Quieres empezar a hacer deporte por las mañanas? Perfecto. Concéntrate en ello durante 1 mes. No introduzcas un nuevo hábito hasta que éste esté totalmente bajo control.

Simplifica los propósitos hasta que sean muy fáciles de hacer

Simplifica tus ideas en acciones. Acciones que puedan ser ejecutadas.

Los hábitos fáciles son consistentes mientras que los hábitos difíciles requieren mucha motivación. Te lo explica Tania Sanz en un gran artículo.

Por ejemplo, mi propósito es ponerme en forma.

Pues con eso no basta. El domingo me siento con la agenda enfrente. Hago una lista con los días que voy a hacer deporte. Además especifico el deporte que voy a hacer y su duración. Es decir, me planifico.

Lista de propósitos para año nuevo

¿Cómo cumplir con tus propósitos para año nuevo? Simplifica tus objetivos en acciones, cuanto más mejor.

Cuando hayan pasado varias semanas, meses habrás conseguido tu objetivo.

Si no te sientas y simplificas tus propósitos, probablemente dures una o dos semanas. No más.

Un poco todos los días es un muchísimo a final de año

Es decir, constancia.

Dedícale un poco de tiempo todos los días a ese propósito que te has propuesto.

Por ejemplo, imagina que para el año nuevo te propones crear un proyecto digital. El problema es que tienes un trabajo y una familia que te ocupan la mayor parte del tiempo.

Propósitos de año nuevo originales

Emplea algo de tiempo todos los días en cumplir tus propósitos de año nuevo. Un poco todos los días marcará la diferencia a final de año

Obviamente no podrás dedicarle todo lo que te gustaría a este nuevo proyecto. Pero es normal todo el mundo ha pasado por ahí.

Intenta ser constante y dedicarle una hora todos los días. Le estarás dedicando 7 horas semanales, lo que equivalen a unas 31 horas al mes y a unas 365 horas al año.

Ese poquito todos los días será un muchísimo a final de año. No vale de nada que le dediques 3 horas todos los días si no vas a ser capaz de mantenerlo en el tiempo. Terminarás harto y lo dejarás en unas semanas.

Te adjunto este artículo sobre cómo gestionar tu tiempo para rendir al máximo de Josep Ayllón. Él es un médico inquieto con alma de emprendedor que compagina la medicina con su proyecto personal, Vocación sin Límites. En él ayuda a otros sanitarios a introducirse en el mundo digital.

Las excusas son las mentiras del éxito

¿Hasta cuándo seguirás engañándote a ti mismo?

No pongas excusas. Tu eres el responsable de que tus metas se cumplan o no.

Para bien y para mal. Todos tenemos males, todos tenemos una familia, todos tenemos un trabajo estresante, todos tenemos “algo”… Todos podemos ampararnos en cualquier cosa para excusarnos que no hemos podido cumplir con esto o lo otro.

No digas mañana. Di ahora. Entra en acción. Enfréntate a la incomodidad que supone el cambio.

Ejemplo

Es muy común aquéll@os que dicen que no han podido comer bien porque tienen hijos y familiares al cargo y no les van a poner a comer de dieta.

Para mi es una excusa.

  • Te equivocas al decir “comer de dieta”. Deberías de decir comer saludable. Para eso comes de todo, desde legumbres, pescados, carnes, huevos, potajes, guisos, pan, ensaladas y demás.
  • Que tu familia como saludable debería de ser una prioridad.
  • En la casa debemos de comer todos lo mismo, excepto en casos puntuales.
  • Hoy en día no tenemos ni tiempo ni dinero para estar haciendo 3 comidas diferentes en la casa.

Si esto no son motivos suficientes como para que sólo tengas que hacer una comida para todos no hay problema. Haz las comidas que quieras para los demás. Pero al menos tú come saludable. No hay excusa. Lo siento.

Dedica tiempo a lo realmente importante

No sé si conoces el Principio de Pareto. También conocido como la regla del 80/20.

Dice que el 20% del esfuerzo genera el 80% de los resultados.

Basicamente nos dice que no te pierdas en cosas que no te van a aportar beneficios, sino que te dediques a lo que realmente si lo va a hacer.

Como cumplir con mis propósitos de año nuevo

El principio de Pareto o Regla del 80/20

Por ejemplo, imagina que tienes un proyecto online entre manos. Sólo puedes dedicarle unos 30 minutos diarios porque literalmente no tienes más.

25 de esos 30 minutos que tienes los pasa respondiendo a emails que no te sirven de nada. Los 5 minutos restantes los pasas intento crear contenido de valor para tus  clientes. Mal hecho, mejor sería que le des la vuelta y emplees el poco tiempo que tienes en crear valor para tus clientes.

Olvídate de esos emails enrevesados que sólo provocarán que pierdas el tiempo.

Emplea tu tiempo en lo realmente importante y que te va a dar resultados. Olvida lo que no te sirve para nada o para muy poco.

Si quieres indagar un poco más este principio, aquí te dejo un artículo muy bueno de Jordi Sanchez.

Proponte cosas que te hagan feliz

Y haz menos cosas que te hagan infeliz.

Sé feliz con lo que haces. Debes de estar orgulloso de ello. Sólo así conseguirás imprimir toda tu fuerza y personalidad en ello.

Propositos que te hacen feliz

Alinea tu persona y tus propósitos. Haz cosas que te hagan feliz y de las que te sientas orgulloso

Ponte metas que realmente quieras. No lo hagas por tu mujer, tus padres o por tus amigos.

Tus propósitos deben de alinearse contigo. Con tu persona. Debes de ir al 100% con ellos. En caso contrario abandonarás a las primeras de cambio.

Lo que no se mide no se puede mejorar

Quieres coger el hábito de hacer deporte. Y empiezas a correr poco a poco.

Pero claro, como no llevas un diario de los días que sales pues no tienes ni idea de si la cosa va a mejor o a peor.

Tampoco sabes ni la distancia que recorres ni el tiempo que echas cada vez que sales. Un desastre.

Coge un diario y apunta los días a la semana que sales a correr. Además anota también cuanto tiempo echas y la distancia que corres. Sólo así podrás mejorar y cada vez estar más en forma.

Ponte objetivos, mídelos y mejóralos. Sólo así crecerás sin parar.

Como recurso te dejo este artículo de Hacia el Autoempleo. Te explica cómo medir tu tiempo y te presenta varias herramientas para hacerlo.

Dale la vuelta a los errores

Todos cometemos errores. Y de los grandes. Yo me incluyo en este último grupo.

Pero no podemos lamentarnos durante días, semanas o meses. Debemos aprender de ellos.

Si te equivocas en algo bienvenido al club. Ahora bien, piensa en por qué tomaste esa decisión, qué lo provocó y cómo lo vas a evitar a la próxima vez.

Propositos de para nuevo que cambiarán tu vida

Piensa en los errores como una forma de aprendizaje

Desgraciada o afortunadamente, no sabría qué decirte, no nacemos sabiéndolo todo. Tomamos decisiones que pueden ir bien o pueden ir mal. Pero esta toma de decisiones es la que nos hace crecer como personas.

Equivócate. Cuanto más lo hagas más cerca estarás del éxito. Y por lo tanto de tus propósitos.

Fórmate

Un buen profesional está formándose durante toda la vida.

No está de más que para llevar acabo tus propósitos te formes en las materias que así lo requieran. Es más, aunque creas que estés más que formado, seguro que no te vendrá mal estar actualizado.

La formación no acaba en la escuela, ni en el módulo, ni en la universidad. Investiga, pregunta, estudia, lee,… Y si te interesa un tema del que no tienes ni idea, busca asesoramiento profesional.

Propositos de año nuevo imposibles

La formación continuada es la clave del éxito

Todos los días salen nuevos estudios que rebaten teorías antiguas que se consideraban intocables.

Seguro que antes que tú hay alguien que ha tenido tu mismo propósito y ha pasado por ahí. Aprende de él, quizás lo que a él le funcionó también te funciona a ti.

Recuerda que vivimos en la sociedad de la información.

Celebra la consecución de los pequeños logros

La celebración de tus logros mejorará la capacidad de construir hábitos y por lo tanto propósitos.

Parece una tonteria, pero la no celebración de estos pequeños logros  podría afectar negativamente a la consecución de tus objetivos.

Hemos dicho que los propósitos son hábitos al fin y al cabo. Tienes que saber que un hábito se compone de tres elementos fundamentales:

  • Disparador.
  • Conducta.
  • Recompensa.

La celebración obviamente se relaciona con la recompensa. Ésta indica que hay algo que nos estimula cada vez que hay un disparador.

No quiero decir que hagas una fiesta del copón, quiero decir que simplemente salgas a cenar con tu mejor amigo o te tomes una tarde libre con tu familia.

Como cumplir con tus propositos de año nuevo

Celebrar los pequeños logros van a impulsarte a conseguir que tus propósitos se hagan realidad

La celebración de nuestros pequeños logros es la que nos va ayudar a seguir avanzando hasta conseguir nuestro propósito.

Si aún no estás convencid@, lee este artículo de Matías Salom, de Superhábitos. No te quedará la más mínima duda.

Mis propósitos para año nuevo

Pues yo ya me he aplicado el cuento. He dedicado unos cuantos días a pensar en cuáles son mis propósitos de año nuevo.

Me he preguntado a mi mismo qué es lo que me hace feliz, qué es lo que quiero y cómo lo voy a conseguir.

No es fácil y quizás te sorprendas a ti mismo.

Honestidad

Quiero ser más honesto de lo que soy ahora.

La honestidad no es sólo no mentir. La honestidad tiene que ver contigo mismo. Ser coherente con tu persona.

Por ejemplo, imagina que eres nutricionista y tu método se basa en vender batidos para que tus pacientes pierdan peso.

Pero en realidad crees que no es lo correcto. Crees que para perder peso lo que tenemos que hacer es aprender a comer. Pero como es una gran oportunidad de negocio para ti, estás aconsejando a los pacientes perder peso con esos batidos. Así ganas mucho más dinero.

Pues estarías viviendo con una gran mentira a tus espaldas. Supongo que ni podrías dormir bien ni podrías mirar a tus pacientes a la cara.

A esto me refiero. Ser honesto contigo mismo significa ir al 100% con tu persona. Con tus ideas. Morir con las botas puestas.

Propositos de año nuevo personales

Honestidad y coherencia, mis propósitos para el año nuevo

Si crees en algo, hazlo. Si no crees en ello, no lo hagas. Y en lo que no creas, pues no lo promuevas.

Si algo te gusta, hazlo. Si algo no te gusta, no lo hagas. No hagas cosas sólo por caer bien, hazlo si realmente vas a disfrutarlo y estar orgulloso de ello.

Sé coherente con tu persona y alinea tus valores con tu persona.

Foco

Voy a centrarme en cumplir mis deseos.

Voy a aprender a decir NO. Muchas veces llevarlo todo para adelante te aleja de tus objetivos y metas.

Estar metido en todo hace que te distraigas y pierdas el tiempo.

Recuerda el Principio de Pareto que nombramos un poco más arriba. El 20% del esfuerzo genera el 80% de los resultados.

Céntrate en el 20% de las cosas realmente importantes.

Simplificación

Voy a desprenderme de todo lo que no aporta nada a mi vida. Voy a intentar vivir lo más simple posible, con el mínimo de cosas posible y mínimas distracciones.

No sólo tiene que ver con lo material.

Tiene que ver con las Redes Sociales por ejemplo. Voy a procurar pasar el mínimo de tiempo posible en ellas.

Tiene que ver con todo aquello que no te conduce a conseguir tus propósitos y por el contrario te aleja de ellos.

Compromiso

Tiene que ver con las personas. Quiero gente comprometida  a mi alrededor. La gente comprometida hace tu vida muchísimo más fácil.

Ejemplo

Imagina que alguien te pide ayuda. Tú intentas por todos los medios darle opciones y soluciones a su problema. Esta persona te responde no haciendo nada y pasando por completo de tus recomendaciones. Ésto me agota.

Propósitos de gente de éxito

Sé cómo ayudarte a cumplir con tus propósitos. Pero quiero gente comprometida. En caso contrario estaremos desperdiciando nuestro tiempo y energía

Tú has perdido por completo el tiempo en esa persona. El tiempo, el valor más preciado de hoy en día. No vas a volver a recuperarlo.

En cambio si esa persona está contigo al 100% será otro cantar. Los dos habréis aprovechado el tiempo. Tú, porque estarás super orgulloso de haber ayudado a alguien. Y esa persona también, porque habrá solucionado su problema.

Pues ese es otro de mis objetivos para este año nuevo. Introducir más gente comprometida en mi vida.

¿Qué quiero conseguir en el primer trimestre del año?

Aquí va uno de mis objetivos para el primer trimestre del año 2019.

Me marco como fecha límite final de marzo del 2019. Para entonces quiero ayudar de forma online al menos a 10 personas con problemas de peso y de alimentación a cambiar su estilo de vida, alcanzar un peso saludable y olvidar las dietas de una vez por todas.

Si quieres estar entre ellos sólo tienes que mandarme un mensaje a través de este link. Cuéntame tu historia y nos pondremos a trabajar codo con codo.

Eso sí, quiero que estés comprometido, con sed de mejorar tu vida y con ganas de comerte el mundo.

Propositos de año nuevo más comunes

Para cumplir con tus propósitos de año nuevo tienes que estar dispuest@ a morder y a luchar por ellos

En caso contrario mejor ni me llames.

Vas a invertir tiempo, dinero y esfuerzo y quiero ver resultados. Porque recuerda, no es sólo el tuyo, también es el mío.

En mi vas a encontrar:

  • Una hoja de ruta para que sigas paso a paso (otros ya lo han hecho).
  • Apoyo.
  • Foco.
  • Información de primera mano.
  • Motivación.
  • Constancia.
  • Consejos útiles que vas a poder poner práctica.

Conclusiones

Llega el final de año y con él los propósitos para año nuevo.

Evita que ocurra lo de todos los años. Empiezo muy bien, 1, 2 e incluso los hay que duran hasta 3 semanas. Y después volvemos a lo de siempre.

No podemos continuar con lo que nos propusimos. Nos ahogamos. Nos quemamos. Nos olvidamos. De manera intencionada.

Consejos

Este año va a ser diferente. Sigue estos consejos:

  1. Sólo un propósito a la vez.
  2. Simplifica las acciones a realizar.
  3. Un poco todos los días.
  4. No excusas.
  5. Principio de Pareto.
  6. Propósitos que te hagan feliz.
  7. Mide tus acciones.
  8. Aprende de los errores.
  9. Fórmate.
  10. Celebra tus logros.

No hay más. No hay nadie más importante en tu vida que tú mismo. Comprométete con tu persona y sólo después podrás pensar en los demás.

Debes de estar comprometido contigo mismo para cumplir con tus propósitos

Tú eres la persona más importante en tu vida. Comprométete contigo mismo y después ayuda a los demás

Yo es lo que me he propuesto para año nuevo.

¿Qué te ha parecido?

Te agradecería que dejarás algún comentario aquí abajo con lo que opinas. Es muy importante para mi. Quiero saber cómo piensas y si tus ideas están alineadas con las mías.

Como bien sabes soy nutricionista, y teniendo en cuenta las fechas que son estoy seguro de que este artículo te interesa. Son pautas y consejos para todos aquellos que tienen problemas para controlar su peso en Navidad.

Por último, no cumplas con los propósitos de los demás. Cumple con tus propios propósitos para año nuevo, después vendrán los demás.

¡Sígueme ahora en las redes sociales!